Seré VEGETARIANA !

Hi hi beached minds!

He estado infinitamente perdida por al vida (lo siento!) pero espero que cualquier ser humano pueda leer esto por ahí. Bueno esta entrada es especial porque es de un tema del que no hablo mucho pero es muy importante para mí.

Desde que era un pequeño saltamonte (recuerdo) he amado infinitamente a los animales, mi familia de por sí es loca, pero enserio LOCA por los animales, a tal punto de que son como un miembro más de la familia, por lo que crecí rodeada de diferentes tipos de mascotas; desde un hámster, pasando por peces, tortuga, gato hasta obviamente el típico cachupín. Yo se que muchos deben estar pensado que era la típica cabra chica que veía una mascota, corría hacía ella riendo como loca y la apretaba hasta que se le salían los ojos; igual que la niñita de los looney tunes.

elmyra.gifNo! no era así.

De alguna forma extraña y diferente, sentía como un tipo de impresión por los animales, me gustaba observarlos, me gustaba acariciarlos, pero siempre teniendo respeto de su espacio e intentado no molestar. Para mí era como ver un tipo de criatura mágica, sinceramente me cautivaban hasta lo mas profundp de mi corazón de niñita de kínder.

Fueron pasando los años y cuando cumplí 18, salí del colegio y pase como por la “típica” etapa de querer encontrarte a ti misma; como que cuando uno sale del colegio es como una oportunidad para hacer borrón y cuenta nueva, empezar todo de nuevo, cambiar todo lo que no te gusta y seguir adelante… so, eso hice. Me empecé a vestir algo más como me gustaba, me dio como una locura hippie, leía libros de ese estilo, escuchaba música de ese estilo, estaba como en paz con la gente, entre a una ONG naturalista y DEJE DE COMER CARNE. En ese momento quedo ¡la pata! Mi papá se indigno, mis hermanos no lo podían creer y mi mamá como que ya se lo esperaba, pero pensó que era una “ETAPA”, se me iba a pasar.

Bueno, después de unos meses me diagnosticaron resistencia a la insulina, subí de peso y cuando fui al doctor este me dijo: “necesitas proteínas, no puede dejar de comer toda la carne, por lo menos algo de carne tiene que comer”. Yo estaba bajoneada, algo así como que mis planes se estaban  fracasando estrepitosamente, pero, no me iba a rendir. Luego de unos varios meses de remedios, dietas horribles y cosas que pasaron en mi vida, en los que comía sólo pescado (porque no quería comer carnes rojas), llegó el día en que decidí dejar todo y de un día para otro, deje de comer todo tipo de carne.

Al principio fue difícil, pero sinceramente nada de otro mundo. Era extraño, mi Mamá se estresaba porque según ella no tenía nada que darme, que ¿cómo? no se me antojaba un bistequito o ese tipo de cosas, pero no! Sinceramente estaba tan feliz porque por fin había hecho algo que siempre había querido, me sentía orgullosa de mí misma. Luego de unos meses la resistencia a la insulina se fue, para no volver nunca más (por lo menos hasta ahora) .


*Quiero aclarar que antes de hacerme vegetariana…¡JAMÁS! vi los típicos videos que mostraban en la televisión de como se hace la carne, la leche o como maltratan a los animales en los mataderos, las cosas que le inyectaban a los animalitos, la calidad de comida que les daba, como los hacían vivir, etc. Mi propósito nunca fue hacerme vegetariana por pena(trauma), mi propósito era ser vegetariana porque un animal es un ser vivo, uno como yo o como tú, uno que siente, que merece vivir tanto como tú o yo,  es decir, quería hacer algo porque sentía que era lo correcto, porque no me siento más o menos que un animal, no me siento que tengo más derecho que nadie, porque la verdad es que soy un simple humano, no he hecho nada importante, no he creado nada de otro mundo y por lo mismo, no merezco vivir más que cualquier otro animal. Empatía pura, si quieren decirle de alguna forma, pero ese era mi propósito y así lo logre.


lisa-vegan-gif-3.gif

El camino, no fue tan difícil como lo esperaba. Hoy, luego de cuatro años y siendo vegana, miro hacia atrás (que cliché) y pienso, era mucho más simple de lo que pensaba, pienso hoy en día que es una etapa de transición, como una solución parche, pero dentro de todo, siento que la gente debería intentar tratar más con este estilo de vida. No por ser amante de los animales, hay muchos otros factores, sobre todo ambientales, en los que la ganadería influye de sobremanera. Sí alguien quiere atreverse he intentarlo, sería realmente maravilloso, pero unos concejos:

  • Háganlo porque ustedes quieren, no porque los obliga su polola, pololo, su mamá, tío, etc. Es una decisión netamente personal. No deje que le laven el cerebro y si lo logra, no se ponga a lavarle el cerebro a la gente, cada quien a lo suyo.
  • Háganlo porque siente empatía por el otro ser vivo que tiene que pasar calamidades para llegar a su mesa, no por moda o por que quiere sentirse bacán por decir que no come carne, es un estilo de vida, no un chiste.
  • No escuchen a sus amigos, amigas o cualquier persona que les dice que todo lo de soya, tofu o cualquier producto vegetariano es MALO y sabe a cartón, es algo netamente subjetivo.
  • Atrévase, que no le importe lo que le digan. La gente siempre intenta cambiar el pensamiento de las personas que no piensan como el 90% de la población, todo lo nuevo, diferente o raro, siempre es catalogado como MALO, pero no es verdad, no escuche a la gente, haga lo que usted crea mejor para vivir una vida tranquilo consigo mismo y feliz con lo que hace.

Bueno… dejo esto por aquí, espero que les guste y subiré algún otro día algún post sobre como cambie de vegetariana a vegana.

 

 

Anuncios